• Telefonos: 432528 Int. 158 - Cel. 15544394
  • info@radiouniversidad.com.ar

50 AÑOS DE LA 19.640: NOGAR VALORÓ QUE LA LEY ES PASADO, PRESENTE Y FUTURO

Así lo sostuvo el intendente (MC) de la ciudad de Río Grande Néstor Nogar al cumplirse 50 años de la Ley 19640. Recordó que con la misma se buscaba argentinizar al territorio de Tierra del Fuego y con el paso del tiempo eso que se pensó hace más de 50 años, se fue logrando. Además ponderó que “gracias a Ley hoy Tierra del Fuego es lo que es, sin la misma las ciudades no serían más que pueblitos que cruzamos cuando vamos en auto a Buenos Aires, como Comandante Piedra Buena o San Julián”.

Río Grande.- El intendente (MC) de la ciudad de Río Grande Néstor Nogar recordó cómo se gestó la Ley 19640 a cincuenta años de su nacimiento, siendo él en ese entonces el mandatario municipal de la ciudad de la zona norte del territorio de Tierra del Fuego.

En este sentido recordó que “en el mes de febrero del año 1962 llegamos junto con Victoria a la ciudad de Ushuaia y a fines del año 63 llegamos a Río Grande, todavía sin hijos. Yo era personal del Armada, estuve un año y medio en la Base Aeronaval de Río Grande, ahí decidí dejar la Armada y abrimos un comercio frente a la plaza por todos conocidos, Montecarlo, eso fue en febrero del año 67 y cerramos a los 52 años en el año 2019”.

Recordó que “en aquellos años llegaban los gobernadores a Tierra del Fuego designados por los Presidente de la Nación. En el año 1969 se produce el cambio de Gobernador de un señor que se llamaba José María Guzmán a Gregorio Lloret, quien nombra como Ministro de Economía a Mariano Viaña, ambos apasionados por el futuro de Tierra del Fuego”, elogió.

Agregó que “desde el primer día, Lloret demostró un interés llamativo por Tierra del Fuego, ya lo conocía al territorio y con Mariano Viaña nos propusimos diferenciar a Tierra del Fuego del resto del país, acá en esos años había una ley que era la ley del Paralelo 42 que comenzaba en Puerto Madryn y finalizaba en Ushuaia y entonces aquellos que se querían radicar para obtener esos beneficios, lo hacían en Puerto Madryn o en Comodoro Rivadavia que era otro  clima, otras distancias a Buenos Aires, pero nunca en Tierra del Fuego, entonces queríamos hacer valer la condición insular de Tierra del Fuego y crear algo que nos hiciera distinto y aprovechar esa condición de aislamiento, se buscaba argentinizar el lugar porque hasta ese momento hubo una población de extranjeros del 34 al 38 por ciento, siempre oscilaba en esas cifras”.

En cuanto a la cantidad de habitantes que había en el territorio en los años 60, dijo que “tanto en la ciudad de Ushuaia como de Río Grande habrían alrededor de nueve mil habitantes en cada una de las ciudades”.

Con respecto a la cuestión comercial, el Intendente (MC) de Río Grande recordó que “en aquellos años, década del 60, había un régimen de importación abierta para Tierra del Fuego; se podía traer productos desde cualquier parte del mundo, no era tanto lo que entraba porque no había turismo, no era un lugar superpoblado, pero por ejemplo los vehículos entraban acá desgravados, sin impuestos, entonces el poco turismo que había en la ciudad de Ushuaia más los habitantes de Río Grande y los pocos que tenían movilidad como la gente de YPF, le daba vida a ese incipiente comercio tanto de Ushuaia como de Río Grande”.

En cambio valoró que “el comercio de Río Grande siempre se destacó por ser importante, la actividad más fuerte era lo agrícola ganadero, las 60 estancias de la zona norte estaban en su esplendor, en su mejor momento, además de la cuestión petrolera, donde la empresa americana de petróleo Tennessee estuvo hasta el año 1964 y ahí llega al Gobierno nacional el Presidente (Arturo) Illia que había prometido en su campaña anular los contratos petroleros que había hecho Frondizi unos años antes. Se van los americanos y llega a la provincia YPF”.

Nogar destacó que los dos artífices de la Ley 19640 fueron “el gobernador Gregorio Lloret y el contador Mariano Viaña, donde ellos empezaron a idear, a realizar las primeras reuniones con personas del pueblo, con el sector rural, con las Cámaras de Comercio, tanto en Río Grande como en Ushuaia, ahí comenzaron a salir las ideas de hacer algo distinto, fue algo muy rápido, en menos de dos años la Ley salió”.

Néstor Nogar, quien juró como intendente el 12 de septiembre de 1969, reemplazando en su momento al comisario Aníbal Allen, que era el comisionado municipal hasta ese momento.

Recordó que “todo comenzó a gestarse a comienzo de los años 70 cuando comenzaron los viajes de los funcionarios del Gobierno nacional a Tierra del Fuego y los periódicos viajes que siempre tuvieron los gobernadores a la ciudad de Buenos Aires, entonces empezaron a avanzar los meses y a avanzar firmemente la idea de una Ley especial para Tierra del Fuego. Durante esos dos años volvía Viaña o el Gobernador desde Buenos Aires y nos contaban como iban avanzando, estamos hablando de inicios de los años 70, obviamente todos incrédulos, a medida que Viaña nos contaba lo que se iba pidiendo, lo que iba cayendo de buen agrado en las autoridades nacionales, nosotros decíamos será para tanto, así avanzaban los meses hasta que un día nos dijeron que el borrador estaba terminado y ahora le están dando forma, pasaron los meses hasta que llegó el año 1972 cuando nos dijeron que la Ley está terminada”.

El Intendente (MC) rememoró que “el Presidente Alejandro Agustín Lanusse llegaba a una visita a la ciudad de Río Gallegos, entonces le dijo al entonces Gobernador del Territorio de Tierra del Fuego, Gregorio Lloret, que fuera a recibir el primer ejemplar de la Ley 19640 a Río Gallegos, y el Gobernador invitó a los presidente de la Cámara de Comercios, a los Intendentes, al representante de la Asociación Rural y viajamos y se hizo entrega del primer ejemplar, aunque en ese viaje hubo cuatro o cinco ejemplares de la Ley y uno es este que tengo acá conmigo”.

Una ley envidiada

Nogar recordó que “jocosamente el Presidente le dijo al Gobernador que desaparezcan con esto (por la Ley 19640) porque cuando se enteren de esto el resto de las provincias todas van a querer lo mismo, si bien ya había trascendido algo a nivel país de que se estaba trabajando con una Ley muy especial para Tierra del Fuego, entonces rápidamente muchos gobernadores que estaban también lejos comenzaron a reclamar algo similar, entonces el Presidente fue consciente, desaparezcan porque todos van a querer una Ley igual y hasta el día de hoy es una Ley que es envidiada”.

Con la Ley en nuestras manos, Nogar dijo que “la Ley tiene fecha el 5 de mayo, pero vino corregida por Presidencia en el mes de junio y ahí se empezó a interesar de una manera muy casera a fábricas del norte, a inversores, a empresarios, pero sin saber que la Ley iba a llegar a lo que es hoy y que Río Grande tuviera más de cien mil habitantes como los que tiene hoy, queríamos engrandecer, cambiarlo, modernizarlo, queríamos argentinizarlo, pero no soñábamos con esto”, expuso.

Con la radicación de la Ley, expresó que “había una fábrica muy famosa de planchas en el país que era ATMA, el dueño de la fábrica que se llamaba Francisco Manjuán era amigo personal del gobernador Gregorio Lloret, quien tenía la fábrica sobre Avenida Libertador en la ciudad de Buenos Aires, entonces lo interesó, vino Manjuán a Río Grande, se interiorizó y le gustó la Ley y por lo que era Tierra del Fuego y termina siendo la primera fábrica que se instala en la ciudad. Estamos hablando del año 1975/76, en ese entonces le compran la propiedad a Juan Parún que tenía en calle Piedra Buena entre San Martin y Perito Moreno, ahí compra ATMA y se instala, después aparece una fábrica de relojes (IFRESA)”.

“ATMA en ese entonces fabricaba todo en la provincia y en la noche de la inauguración de la fábrica regalaron a cada uno de los invitados una plancha ATMA eléctrica, era la plancha más famosa del país, era la plancha familiar y comenzó empleando a alrededor de 25 personas”.

Con la llegada de ATMA, “comenzaron a llegar otras empresas a la provincia, particularmente a Río Grande, pero ATMA tuvo mucho que ver porque su dueño era una persona muy relacionada, era un empresario importante del país, ATMA era una marca reconocida a nivel nacional y después llegaron una fábrica de relojes sobre calle San Martín, Kenia, Talent, Hitachi”.

Para mediados de los años 70 “la población ya había comenzado a crecer, en aquellos años se quedaba gente de la Armada que se retiraba a vivir en Río Grande, también nosotros comenzamos a equipar el hospital de la provincia porque en ese entonces dependía del Ministerio de Salud de la Nación, entonces acá estaba el Director del Hospital que era el doctor Pacheco, después había uno o dos enfermeros, uno o dos cocineros, la Hermana Carla (Riva), entonces la gente cobraba tarde porque hasta que llegaba la partida, los sueldos desde Buenos Aires, entonces nos propusimos transferir el hospital a la provincia, y el Gobernador convenció a la autoridades nacionales de transferirlo al hospital a la provincia y después de Tierra del Fuego, también otras provincias hicieron lo mismo, entonces ahí comenzamos a traer médicos para equipar a los hospitales, estamos hablando de comienzos de la década del 70”.

La llegada de las Comunicaciones

Por otro lado contó que “el verdadero despegue del territorio de Tierra del Fuego se da el 3 de septiembre de 1971 cuando aterriza en Río Grande el primer Boeing, hasta ese momento no se llegaba en el día a Río Grande, se hacía noche en Comodoro Rivadavia o en Río Gallegos, la pista en ese entonces era de ripio, cuando llovía los aviones grandes no podían operar, tenían que dejar a los pasajeros en Río Gallegos, después un avión chico los tenía que ir a buscar, o sea era incordioso”.

Cuando vimos llegar al Boeing a las “11 de la mañana del 3 de septiembre de 1971 nos parecía imposible, comenzó a llegar todos los días y hasta ese momento venían dos veces por semana aviones navales, mientras que el otro hecho importante se produce el 25 de mayo de 1973 que fue la fecha en que se inauguran las microondas, ese día vimos en vivo y en directo el cambio de Gobierno en Buenos Aires, algo que hasta ese momento era imposible, esos dos grandes hechos generaron un cambio importante para la ciudad, más allá de que la Ley fue un hecho trascendental”.

“Era todo muy rápido”

Nogar recordó que “los procesos de instalación de las fábricas y de las industrias era muy rápido, en aquellos años se agilizaban los trámites, al inversor se lo ayudaba, se le hacía todo fácil, no había burocracia, entonces yo como Intendente, y las demás autoridades estábamos a disposición de ellos, con una población de 12 mil habitantes”.

Planificación de la Ciudad

En cuanto a los servicios que tenían los habitantes para los años 70, dijo que “era un pueblo que tenía todos los servicios, o sea, servicio cloacal en todo el ejido urbano, agua, luz y gas, mientras que las calles pavimentadas cuando asumí como Intendente había muy pocas, en la calle San Martín había media mano pavimentada, la otra no, en las esquinas había canillas y en el invierno la gente hacía fuego para descongelarlas, donde se llevaban las ollas y los baldes de agua para sus casas, así vivían a lo que entonces se llamó el barrio la vega, lo que hoy se dice el casco viejo de la ciudad”.

Añadió “el gas se había inaugurado en el año 1958, pero no estaba el servicio domiciliario, esas fueron las dos primeras cosas que hicimos y a continuación el gobierno territorial licitó el servicio de cloacas para todo el ejido urbano, hasta ese momento los pozos ciegos nos volvían locos porque acá las napas estaban muy altas y no dábamos abasto, esto también nos cambió la vida”.

Asimismo, manifestó que “con la llegada de las fabricas también comenzaron en la ciudad obras de todo tipo, aunque si hay algo que nos dolió hasta el día de hoy que era que las fabricas se iban a instalar en la zona norte de la isla, es decir, en Río Grande o en Tolhuin, de manera de darle vida propia, pero lamentablemente a Ushuaia que habría que haberla mantenido linda para el turismo se la llenó de contenedores, de galpones, nosotros habíamos ideado la zona industrial para la zona norte”.

Los ’80

Recordó que “los años ’80 fue el boom de la llegada de las fábricas, fueron los años más convulsionados para Río Grande, para ese entonces ya se habían conformado los barrios de Chacra II y IV, eso se hizo muy rápido”.

En cambio explicó que “a la Ley no se la promocionaba desde el continente, la Ley desde sus primero días fue muy observada, primero porque eran muchas las ventajas que tenía Tierra del Fuego sobre el resto de las provincias y después que estaba limitada, no se autorizaba cualquier rubro, eran los rubros de las electrónicas, textiles y plástico”.

Lo que nos falta

Nogar resaltó que “no se ha logrado poder avanzar con la Ley 19640 sobre los recursos naturales, agregarles valor agregado, estamos rodeados de mar y no consumimos pescado, no solamente para consumo sino para industrializarlos”.

También fue crítico del lugar en el que se realizó la instalación del actual puerto señalando que “se hizo en un lugar inadecuado, en aquel momento los que tenían que resolver no escucharon a las personas que sabían; el Servicio de Hidrografía Naval conoce como la palma de la mano desde Buenos Aires a Tierra del Fuego los mares, sin embargo opinaron que ese no era el lugar y no se los escuchó, por eso es que muchos no estuvimos de acuerdo con eso que se empezó a realizar ahí”, dijo en referencia a Caleta La Misión.

Con el anuncio realizado por la empresa Mirgor para la instalación definitiva de un puerto en Río Grande expresó que “ojala sea la parte definitiva que le falta a Río Grande para que sea autosuficiente, teniendo en cuenta que la mitad de los contenedores que ingresan al puerto de Ushuaia tienen como destino definitivo Río Grande, entonces con ese solo dato se justifica tener un puerto multipropósito como dice la gente de Mirgor, además si lo maneja la empresa es mucho mejor que lo maneje el Estado”.

Los hechos más importantes desde que se firmó la Ley

“Para mí, dentro de los hechos más importantes, pueden haber sido a inicios de los años 60 cuando los diferentes gobiernos nacionales le pusieron el ojo a todo el sur por diferentes motivos. Entonces vemos que desde Bahía Blanca hasta acá todas las obras más importantes fueron realizadas en aquellos años, Tierra del Fuego no quedó al margen, el hecho de no ser provincia, sino territorio, éramos la niña mimada de los gobiernos, siempre había partidas para nuevas obras, entonces el gran salto de Tierra del Fuego comienza en aquellos años. Si hoy salimos a mirar las grandes obras que hay acá son de aquellos años”.

Ampliación del subregimen

Nogar considera importante la nueva ampliación del subrégimen que se dio en octubre del 2021 porque al “empresario no le podés ir cambiando las reglas de juego cada cuatro, cinco o diez años. Nuestro principal competidor que es Manaos no andan cada cuatro años queriendo generar cambios, por lo cual es importante que se haga esta ampliación durante tantos años”.

También fue tajante al manifestar que “Tierra del Fuego sin la Ley 19640 serías sus actuales ciudades pueblitos como lo son hoy Piedra Buena, San Julián o todos los pueblos que vemos cuando vamos en auto a Buenos Aires, dado que cuando vamos en auto a Buenos Aires y lo hacemos de manera seguida, cuantos pueblos los vemos de manera igual, esto que pasa en Tierra del Fuego es algo inusual”.

Por último dijo que “las fábricas que tenemos son industrias muy modernas, nada que envidiarle a otros países, debemos dejar las pequeñeces de lado, apoyar al inversor que viene a la provincia a instalar su fábrica, a dar mano de obra y por ahí decirles a algunos que sean más generoso con este lugar que les ha dado tanto, pero debemos acompañar porque esta Ley de promoción nos cambió la vida a todos, hay un antes y un después,  confiar en las autoridades constituidas y al habitante que quiera el lugar donde vive porque lo mejor que nos puede pasar es querer el lugar donde vivimos, ahí entra el arraigo por la ciudad, crear raíces, cosas que vemos con mucha satisfacción que ha cambiado”, concluyó el intendente (MC) Néstor Nogar considerando que la Ley 19640 es pasado, presente y futuro, la Ley no se agota.

Related Articles

Post your comments

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Decano de la U.T.N Tierra del Fuego:
Ing. Mario Félix Ferreyra
Vicedecano de la U.T.N Tierra del Fuego:
Ing. Francisco Álvarez
Director de la Radio de la U.T.N. Tierra del Fuego:
Néstor Alberto Centurión
Fecha de Fundación de la Radio: 1 de marzo de 2012
Domicilio legal de la emisora: Sabatini 55 Planta Alta
Ciudad: Rio Grande Provincia: Tierra del Fuego
Teléfono Fijo: (02964) 432528 (int. 158)
Celular del Director: (02964) 15505797
Celular de la Radio: 02964 -15544394
E-mail del director:a.centurion23@gmail.com
E-mail de la radio: radiouniversidadrg@gmail.com
Frecuencia de la emisora: 93.5 Mhz
Resolución definitiva: Nº 0821-AFSCA/15
Nombre Fantasía: La Tecno
Sitio Web: www.radiouniversidad.com.ar
publicidad